Julián Gadano,  director de política nuclear de la Fundación Argentina Global, habló con Eduardo Feinmann sobre el anuncio del aumento del 300% en las facturas del gas y explicó cómo se realiza la quita de subsidios.

Repasá las frases más destacadas

-“Los aumentos se van a aplicar en el segmento doméstico y en el que se conoce como el Servicio General P, es decir, los usos no domésticos”

-“En realidad se va a triplicar, o sea, va a ser del 200%”

-“Pasará de un dólar a un poquieto menos de tres dólares el millón de BTU, que es una medida para monetizar”

-“Eso va a ir bajando en los usuarios residenciales de los dos segmentos (el N3 y el N2), que en el corto plazo, se les duplicará”

-“La remuneración al productor o al importador (lo que se conoce como la entrada del caño), el costo del transporte, lo que cobran las dos empresas transportistas TGS y TGN, lo que cobra el distribuidor (en el caso de la Ciudad de Buenos Aires, Metrogas), y los impuestos”

-“Dejemos los impuestos de lado por un momento y digamos, entendemos que ahí hay tres componentes”

-“El único segmento subsidiado es el que está al punto de inicio del sistema de transporte. A eso se le va a quitar el subsidio ahora”

-“El aumento no es el producto de alguien que quiere aumentar por maldad”

-“El precio de la energía en la Argentina hace mucho tiempo que está muy distorsionado. Es tremendamente distorsionado. Es decir, los consumidores pagamos mucho menos que lo que efectivamente cuesta toda esa cadena”

Artículo anteriorEl crudo análisis de Eduardo Feinmann sobre el discurso de Javier Milei en el IEFA Latam Forum: “No quieren ceder sus curros”
Artículo siguienteMilei le dio asilo a seis opositores de Maduro en la embajada argentina de Caracas